Tipos de incendio: Fuegos clase B (Parte II)

En esta nueva publicación de nuestro blog seguimos exponiendo las características de los diversos extintores que nos pueden ser de utilidad en la lucha contra fuegos de clase B. ¡Presta atención!

De espuma: al igual que ocurre con los extintores de agua pulverizada que mencionábamos en la anterior publicación de nuestro blog, es útil para sofocar las llamas que han sido iniciadas por este tipo de químicos, sin embargo hay que tener cuidado con la electricidad. Esto, hace que este tipo de extintores sean mucho más prácticos para incendios que tienen lugar en zonas exteriores.

De Polvo: Este tipo de extintor trabaja interrumpiendo la reacción en cadena del fuego. Se trata del extintor más común debido a que es práctico para diversas clases de fuego, al tiempo que no requiere de un cuidado extra con la electricidad.

De reemplazante de Halógenos: Trabajan de una forma muy similar a los extintores de polvo, atacando la reacción en cadena y suprimiéndola para que el fuego no pueda seguir extendiéndose. Es válido para los fuegos de clase A,B y C.

Si nos fijamos, encontraremos que, los extintores de polvo son los más comunes en oficinas, centros comerciales, comunidades de vecinos… ya que, como comentábamos son los más versátiles.

 

Tipos de incendio: Fuegos clase B (Parte I)

Desde Extintores Bellido queremos dar la mayor información posible con el fin de que nuestros clientes y seguidores estén preparados para comprender y afrontar un incendio. Es por ello que hablamos de los diferentes tipos de fuegos y el mejor modo para afrontarlos.

Los fuegos de clase B son aquellos que se inician debido a líquidos inflamables tales como la gasolina, la pintura, el petróleo… Este tipo de fuegos no deja ningún rastro a su paso. Como podemos imaginar se trata de los fuegos más comunes en fábricas o ciertos almacenes que trabajen con este tipo de químicos inflamables, aunque también podría iniciarse en una vivienda.

Los fuegos de clase B se indican con una letra B mayúscula en color blanco dentro de un cuadrado rojo. Es importante que conozcamos los recursos efectivos para su extinción o de lo contrario podríamos empeorar la situación dejando que las llamas se extiendan hasta un punto de no retorno.

Los extintores efectivos para este tipo de fuegos son los siguientes:

Extintores de agua pulverizada: Este tipo de extintores es apto para acaba tanto con los fuegos de tipo B como los A. Sin embargo hay que tener una gran precaución con ellos, ya que si la electricidad no ha sido cortada puede causar graves daños.

En las siguientes publicaciones de nuestro blog continuaremos exponiendo los diversos extintores que podemos utilizar para plantarle cara a los incendios de clase B.

Día Mundial Contra el Cáncer de Piel: Prevenir en el entorno laboral

Cada puesto de trabajo está adscrito a ciertas obligaciones y también a ciertos riesgos. En función del trabajo tendremos un mayor o menor riesgo, sin embargo existen ciertas materias susceptible de causar daños en nuestra salud, pero que no reciben la atención que deberían. Entre ellas se encuentra el sol.

Trabajar bajo el sol, especialmente durante la primavera y el verano, puede causar graves problemas a nuestra salud si no tomamos las medidas preventivas necesarias. Desde golpes de calor a cáncer de piel por la exposición reiterada, el sol es peligroso y debe ser tenido en cuenta.

En Extintores Bellido contamos ofrecemos uniformes laborales pensados para prevenir de los peligros asociados a diversos puestos de trabajo, es por ello que queremos darte algunos consejos para prevenir el cáncer de piel y los daños del sol en caso de que nuestro trabajo se desempeñe en el exterior.

  • Uniforme laboral adecuado: Lo primero que debemos hacer es asegurarnos de que nuestro uniforme nos protege, no solo de los peligros vinculados a nuestra actividad, sino también del sol. Para ello será recomendable que llevemos tapado el máximo posible de superficie, utilizando mangas largas y evitando los pantalones cortos.
  • Gorros: Llevar gorros, sombreros o cascos, nos va a servir para proteger del sol tanto nuestra cabeza como nuestro rostro, aportando sombra para que no llegue a sufrir quemaduras.
  • Protección solar: Es importante que, tanto en verano como en invierno, apliquemos una protección solar de alto factor en todas las zonas que puedan llegar a estar expuestas a la radiación de los rayos solares.

Estos son algunos de los aspectos más básicos que debemos tener en cuenta a la hora de protegernos del sol y prevenir así quemaduras solares y en consecuencia, cáncer de piel.

Tipos de incendio: Fuegos de clase A

Existen diferentes tipos de fuego de acuerdo con la materia que haya iniciado el incendio y con aquel que lo alimenta. Es importante que conozcamos cuáles son estos materiales antes de enfrentarnos a las llamas, puesto que, en relación a estos materiales, el incendios se comportara de uno u otro modo y necesitará un tipo de agente extintor determinado para poder acabar con  el fuego.

En esta publicación pretendemos hablar de los fuegos de clase A y sus características, con el fin de dar las pautas necesarias para su extinción. Los fuegos de clase A son los que se forman por materias orgánicas como puede ser el cartón, el papel, la madera… Para extinguir este tipo de incendios existen diversos materiales extintores.

Por un lado tenemos los extintores de agua pulverizada o los extintores de espuma que hacen uso del agua para acabar con las llamas. Aunque este tipo de extintores son efectivos para sofocar las llamas debemos tener cuidado de que no entren en contacto con la red eléctrica, ya que podríamos elevar el peligro. Por ello, este tipo de extintores son muy útiles en el exterior, pero no tanto en interiores.

Por su parte, los extintores de polvo químico o los extintores a base de reemplazante de Halógenos intervienen frenando la reacción en cadena del fuego y pueden ser utilizados independientemente de la electricidad.

Los fuegos de clase A aparecen indicados con una letra A mayúscula de color blanco dentro de un triángulo verde, de este modo podemos identificar los elementos de la lucha contra incendios que son aptos para su extinción.